Hoy quiero compartir contigo algunos truquitos de productividad que uso a diario y que realmente me ayudan muchísimo. ¡Espero que a ti también te resulten útiles!

1. Posponer E-Mails

Trabajo con la mentalidad de «bandeja vacía». La idea es intentar no tener nada en la bandeja de entrada, aunque no siempre se puede. Para lograr esto, si llega un email que sé que no puedo gestionar en el momento, lo pospongo. Es sencillo y muy efectivo.

2. Programar E-Mails

A veces, necesitas enviar un correo, pero no quieres que llegue de inmediato. En estos casos, programo el envío para más tarde, generalmente al siguiente día laborable cuando son temas profesionales o dirigidos a empresas. Es una herramienta muy útil. Descubre cómo programar tus correos aquí.

3. Historial del Portapapeles

Desde que descubrí el historial del portapapeles, no puedo vivir sin él.

¿Cuántas veces copias y pegas algo al día? Con el historial, puedes recuperar lo que necesites, incluso si has copiado algo nuevo sin pegar lo anterior.

Aquí puedes ver cómo usar el historial del portatapeles en Windows 11:

4. Escritorios de Windows 11

Si eres como yo y trabajas con muchas pestañas y ventanas abiertas, los escritorios virtuales de Windows 11 serán tu salvación. Puedes crear escritorios separados y cambiar a uno «limpio» cuando te sientas abrumado. Esto es especialmente útil si trabajas con doble pantalla.

5. OneTab

Por último, pero no menos importante, está OneTab, una extensión de Chrome que te permite «limpiar» todas tus pestañas y guardarlas en una lista de enlaces en una sola pestaña. Esto no solo te ayuda a mantenerte organizado, sino que también mejora el rendimiento de tu PC al reducir el consumo de RAM. Instala OneTab aquí.

Espero que estos consejos te ayuden a mejorar tu productividad tanto como a mí.

¡Cuéntame qué tal te va!

Sácale más partido a tu web

¡Apúntate a mi lista VIP ya! Recibirás un montón de información interesante como esta.

 

¡Gracias por suscribirte! Tus datos se han enviado correctamente. Ahora sólo tienes que confirmar tu suscripción desde el e-mail que recibirás enseguida. Si no lo ves, echa un vistazo en SPAM o Promociones por si acaso.